HISTORIA

 

 

Es uno de los pueblos que el rey Sancho Ramírez reconquisto de los musulmanes en el año 1.084 y donó al monasterio de S. Ponce de Tomeras en 1.093, junto con el castillo que este poblado poseía. En los primeros documentos en que aparece su nombre suele transcribirse Quadreita o Cadereyta.

Según refiere la Crónica de San Juan de la Peña, luego que el rey de Aragón Ramiro el Monje y el rey García Ramírez el Restaurador de Navarra (1.134-1.150) hubieron orillado sus diferencias con el convenio de Vadoluengo, pidió el rey navarro como hijo (adoptivo, se entiende) al rey Ramiro el Monje, que le donase algo en que pudiera heredarle."Y el rey Ramiro, tomando como tomaba muy a pecho el cumplir las convenciones referidas y el no contradecirlas por ningún concepto, le concedió los lugares de Siresa, Roncal, caderita y Valtierra por el tiempo que viviese el donatario, pero bajo condición de que a su muerte habrían de volver al rey de Aragón. Y luego se hizo prestar por ello el homenaje correspondiente. Pero figura en los fueros de Tudela del año 1.117 como sujeto a su jurisdicción.

Por los años 1.218, tenían el señorío de Caderita Juan y Gil de Bidaurre padre e hijo, quienes lo dieron en cambio, al rey Don Sancho el Fuerte, por los pueblos de Subiza, Biurrun, Arre y Arruazu.En 1.221, el concejo de Caderita hizo hermandad con los de Arguedas y Valtierra, contra sus enemigos y sobre los regadíos. En 1.235 tenía el señorío de Caderita y su castillo, Don Rodrigo arzobispo de Toledo, quien prestó homenaje al rey de Navarra de hacer la guerra a quien le mandare; expresábase que dicho señorío era a vida y que al morir el arzobispo, debía volver al rey. Los alcaides del castillo de Caderita se hallan consignados en los libros de Comptos del Archivo de Navarra. En 1.335 fue destruida la población por el ejercito de Castilla al mando de Pedro Manrique. Unos años después se abate (1.348) una gran epidemia de peste durante la cual perecen casi todos los vecinos de la localidad. Permanecen abandonados los campos y las casas que quedaban después de la guerra con los castellanos.

En 1.372 la reina Doña Juana, mujer de Don Carlos II, libertó a perpetuo, de todas las pechas, a los habitantes cristianos y moros de Caderita, con la obligación de que, de las 200 cahizadas de tierra que tenía el rey, sembrasen para él, en cada año, las 100 cahizadas, barbechando las otras 100. El rey adquirió después en Caderita varias casas, piezas, viñas y otros bienes y vecindades, que fueron de Machín de Uriz, en cambio de otros que le dio el rey en la merindad de Pamplona. El rey Don Carlos III El Noble donó el castillo y villa de Caderita a su nieto el Príncipe de Viana. En 1.446 el rey vendió los bienes que había comprado procedentes de Machín de Uriz a Jaime Díaz de Aux, escudero y caballerizo del Príncipe de Viana, al que este príncipe había nombrado capitán y alcaide de la villa y castillo de Corella en 1.427. El 30 de marzo del mismo año 1.446, el príncipe entregó la jurisdicción alta y media, mas el señorío de la villa a su escudero y caballerizo, a cambio de la villa de la Taberna del ducado de Gandia y los 3.000 florines que le debía.

Señores de Caderita, los Aux quisieron institucionalizar más el señorío y en 1.503 fundaron el mayorazgo de Caderita con las heredades que poseían en esta villa y en Tudela, Valtierra, Milagro, etc... Jaime Díaz de Aux casó con Graciana de Armendáriz, del linaje bajonavarro de este nombre que sería erigido en baronía en 1.634. En 1.504 era señor de Caderita Jaime Díaz de Armendáriz, el cual tenía sus hijos al servicio del rey de Aragón. El marquesado de Caderita fue creado un siglo después (1.617) de la pérdida de Navarra de su soberanía. Felipe III de Castilla otorgó este titulo a Lope Díez de Armendáriz, caballero de Santiago, general de la Armada Real de la guarda de las Indias, pariente del expedicionario a Eldorado, Don Pedro de Ursúa. En 1.617 la heredera del marquesado contrajo matrimonio con Francisco Fernández de la Cueva, duque de Alburqueque y marqués de Alcañices y Balbases. Su señorío pertenecía en el año 1.745 al duque de Alburqueque, marqués de Caderita, a quien el rey dio la jurisdicción criminal de aquél con facultad de nombrar alcalde mayor, teniente, regidores y otros ministros.

El duque de Alburqueque, como marqués de los Balbases, señor de la villa, tenía en Caderita un palacio y cerca de él, un castillo fuerte, arruinado ya en el siglo XIX. El blasón de sus armas se veía en un sello de cera pendiente de una escritura en pergamino del año 1.307, que estaba en el archivo del gran priorato de la orden de San Juan en Navarra, legajo de Cadreita. A mediados de septiembre del año 1.810, el segundo batallón de la partida de guerrilleros de don Francisco Espoz y Mina, mandado por don Gregorio Cruchaga, tras 24 penosas horas de marcha, llegó a las inmediaciones de Cadreita, con la intención de refugiarse en Castilla. Los guerrilleros pasaron el Ebro con agua hasta los hombros a la vista de los franceses, sin que éstos osaran proseguir la persecución. Org. Eclesiástica: Parroquia dedicada a San Miguel, arcip. de la Ribera, diócesis de Pamplona.